‚≠ź La Saga de los N√©mesis 2: Cap√≠tulo 2

La Saga de los Némesis Capítulo 2

Hola amigos, como lo promet√≠ hoy lanzo oficialmente y de manera GRATUITA el segundo cap√≠tulo de mi segundo libro, es la esperada continuaci√≥n de primera novela de 2018, ahora en 2019, llevar√° por t√≠tulo… La Saga de los N√©mesis 2: Elixir Mental

Podr√°n leer los primeros cap√≠tulos tal y como hicimos en la primera novela, quienes est√°n en el Premium lo recibir√°n en su correo en formato Word para descargar e imprimir si as√≠ lo desean, les recomiendo que se suscriban y sobretodo si no han le√≠do la primera entrega, lo hagan y la compren en Amazon por apenas 3 d√≥lares, les dejo el link y bienvenidos… COMPRA EL PRIMER LIBRO AC√Ā

La Saga de los Némesis Capítulo 2


‚≠ź¬† La Saga de los N√©mesis Elixir Mental:


ūüėć Cap√≠tulo 2: Una nueva Amenaza ūüėć

Cuando llegamos a casa nuestro padre estaba all√≠ afuera, con cerca de 200 hombres de la Yakuza en alerta, se le ve√≠a preocupado, era la primera vez que lo ve√≠a tan tenso, era un hombre fuerte, llegando a los 60 a√Īos, siempre controlaba las situaciones a su antojo, pero los √ļltimos acontecimientos al parecer lo hab√≠an afectado m√°s que nunca.

Su cabello ya tenía canas, pero si comparaba su imagen con la de apenas unos cuantos días atrás indudablemente que se había deteriorado, aunque no quisiera admitirlo, ambos, mi hermano y yo somo sus hijos, sean con el método que sea, sea con la mujer que fuere, todo padre se preocupa por sus descendientes.

  • ¬ŅQu√© demonios est√°n haciendo? Fue lo primero que pregunt√≥ al vernos llegar, llev√°bamos la ropa completamente destruida, rasgada y Shen a nuestro lado intacta, creo que eso fue lo que m√°s lo tranquiliz√≥.
  • Padre, se adelant√≥ mi hermano a responder‚Ķ Padre, hemos encontrado a nuestra madre, hemos tratado de cumplir, pero nuestros enemigos se han reforzado, tienen herramientas a la altura de nuestros laboratorios, infraestructura a la altura del ej√©rcito de Jap√≥n, eran demasiados, he venido a recibir mi castigo, acto seguido se inclin√≥ ante mi padre.

Yo tuve que hacer lo mismo, en Japón no se acostumbra a abrazar a los parientes, ni mucho menos los besos repletos de infecciones que se dan en otros lugares del planeta, somos cultos, somos respetuosos, nuestros mayores siempre serán mejores, sea que tomen las decisiones correctas o no, así que me incliné, esperando por una reacción violenta.

  • ¬ŅD√≥nde han dejado a su madre? Nos pregunt√≥, no sab√≠a si responder yo o dejar a mi hermano a la vanguardia, mi hermano se caracteriza por responder primero cuando sabe que decir, pero en este caso guard√≥ silencio, me dejo la carga a m√≠.
  • Jack nos separ√≥ de ella, no pudimos traerlo de vuelta, era‚Ķ

Pero antes de que terminara la frase me interrumpió de nuevo mi padre

  • Es evidente que no ha regresado con ustedes, no quiero explicaciones absurdas Hikaru, dijo casi gritando, era como una bofetada directa en las mejillas.
  • Perd√≥n, fue lo primero que atin√© a decir, ella se ha ido con Jack, √©l la retiene, pero pudimos robarle algo a √©l tambi√©n en el proceso, tenemos‚Ķ

Entonces mi hermano aprovechó de nuevo la ventaja emocional y tomó la palabra, así era Koto, inteligente pero machista…

  • Tenemos a uno de sus hombres m√°s leales, le han dado la espalda a cambio de una regeneraci√≥n molecular, √©l quiere ser como nosotros, quiere tener habilidades sobrenaturales, pero le daremos lo que piden una vez tengamos la informaci√≥n, a menos que t√ļ pienses otra cosa padre, dijo con dulzura, como si tuviera 7 a√Īos de edad.
  • Esa ser√° una informaci√≥n valiosa, respondi√≥ mientras mov√≠a sus dedos dando √≥rdenes a nuestros hombres para que se llevaran a Shen adentro de la casa.
  • ¬ŅQu√© haces? Me levant√© y pregunt√© con algo de atrevimiento a mi padre nuevamente.
  • Silencio, Shen necesita descansar, ya que al parecer es la √ļnica en esta casa que sirve para cumplir las misiones no pienso perderla, respondi√≥ mi padre con voz cruda, ahora, quiero que traigan a ese hombre ante m√≠, necesitamos toda la informaci√≥n posible, luego ustedes dos pasar√°n adentro tambi√©n, coman algo y luego permanecer√°n en encierro preventivo, meditar√°n sus fracasos y espero que la pr√≥xima vez est√©n listos para esto, no es un juego, vayan ahora por ese tipo.


ūüėć Cap√≠tulo 2: Una nueva Amenaza ūüėć

De nuevo movió los dedos y al menos 30 hombres se movilizaron a nuestro lado, unos llevaban prendas de vestir y otros alimentos, nos los proporcionaron, aunque no sentía que los necesitara en ese instante, mi padre estaba frustrado, pero no hacía falta ninguna clase de inteligencia emocional para saber que mi hermano y yo también estábamos mal, había sido una misión fallida en Italia.

Me abrigu√© y tom√© apenas lo necesario para comer, sab√≠a Tatto necesitar√≠a comida para soltar la lengua, me puse una gabardina color p√ļrpura y pude ver que mi hermano permaneci√≥ sin camisa, no hac√≠a fr√≠o, pero tampoco quer√≠a parecer necesitado ante ellos, entonces caminamos de vuelta.

A unos 30 metros en una de las calles angostas de nuestro barrio estaba sentado Tatto, pude ver que ya se hab√≠a adelantado, estaba comiendo unos cuantos panes que supuse hab√≠a robado a alg√ļn vecino, por fortuna nuestros hombres estaban enfocados en cuidar la casa, no en detener ladronzuelos de barrio.

Era un hombre fornido, atractivo, el t√≠pico italiano con cabello largo ondulado y negro, parec√≠a modelo, pero ten√≠a m√ļsculos y una voz agradable, sin duda alguna me casar√≠a con un hombre como este, pero era un pobre diablo y las mujeres como yo, a√ļn sin habilidades jam√°s nos fijar√≠amos en un hombre sin rumbo, de la calle.

  • Tatto, vamos adentro de la casa, mi padre nos espera, dijo mi hermano se√Īal√°ndole el camino, de inmediato se puso de pie y nos acompa√Ī√≥ de vuelta a la casa, los hombres se organizaron en forma de cuadrado, todas las esquinas estaban cubiertas y nosotros tres en el centro.
  • Parece que te has adelantado a la comida, le dije entre risas, me caus√≥ diversi√≥n verlo comer ese pan tan alegremente, aunque en el fondo sab√≠a que ten√≠a hambre, mucha hambre.
  • ¬ŅQuieres uno? Me pregunt√≥ de vuelta.
  • Claro, le respond√≠, lo tom√© y fue uno de los bocados m√°s sabrosos en a√Īos, estaba reci√©n hecho, aunque sab√≠a que no deb√≠a desviar mi atenci√≥n con este gui√Īo, las reuniones con mi padre no sol√≠an ser amigables, era un hombre demasiado estricto y peor a√ļn ante los fracasos, sab√≠a que se ven√≠a algo malo.
La Saga de los Némesis Capítulo 2

Finalmente ingresamos a nuestra casa, la mayor√≠a de hombres se dispersaron, parece que solo esperaban a que entr√°ramos sanos a la casa para volver a sus actividades normales, sin chistar, eran como m√°quinas, la disciplina en ellos era m√°s que exigente, as√≠ como en nosotros, nos acompa√Īaron apenas un pu√Īado de ellos hasta la sala principal, aquella de donde hab√≠amos salido unas cuantas semanas atr√°s, de donde todo parec√≠a perfecto, junto con H√©ctor.

Ahora regresábamos con otro hombre extranjero, al parecer con información valiosa para la organización, nos sentamos, la comida estaba allí lista.

  • ¬ŅPuedo? Pregunt√≥ de manera cort√©s Tatto.
  • Puedes, dijo mi padre mientras se sentaba.


ūüėć Cap√≠tulo 2: Una nueva Amenaza ūüėć

Parece que le preocupaba mucho nuestra seguridad, al vernos allí se calmó, además bien o mal tras nuestra misión no habíamos tenido pérdidas, así que supuse que su mente estaba tranquila, por ahora.

  • Shen ya se ha puesto a trabajar, su cuerpo est√° casi intacto seg√ļn el primer informe, pero la quiero lista para salir nuevamente, dijo mi padre.
  • Ahora chico ¬ŅCu√°l es tu nombre? Le pregunt√≥
  • Tatto se√Īor, muchas gracias por la comida, est√° deliciosa.
  • No es relevante, est√°s aqu√≠ solo porque tienes una informaci√≥n valiosa seg√ļn s√© ¬Ņno? le respondi√≥ con altivez
  • Si, as√≠ es se√Īor, a cambio quiero que mi cuerpo tenga habilidades especiales, las necesito, estamos en un mundo complicado, tengo entrenamiento, soy h√°bil, pero no puedo competir contra estas bestias del mundo actual, s√≥lo si me lo garantiza hablar√©, la informaci√≥n ser√° valiosa, se lo aseguro.
  • Eso lo determinar√© yo, dijo mi padre en un italiano muy marcado, parec√≠a El Padrino y no el l√≠der de la Yakuza, habla, ya veremos que haremos por ti.
  • Bien, lo que s√© es que Jack Valery tiene habilidades contra las que sus hijos e incluso Shen no pueden competir, tiene en su poder un anillo verde esmeralda, le permite dominar las vidas de sus enemigos a su antojo, si luchamos sean cuantos sean al mismo tiempo contra √©l ser√° en vano, siempre me lo dijo Theo Nalti, mi maestro, no es buena idea competir contra √©l, sencillamente no se puede, no en tiempo real.
  • ¬ŅQu√© quieres decir con tiempo real? Interrumpi√≥ mi hermano mientras dejaba la comida en la mesa, escuchaba con atenci√≥n, parec√≠a una reuni√≥n de Sillicon Valley.
  • Quiero decir que la √ļnica forma de vencerlo es hacerlo viajar en el tiempo, hacer que su propio N√©mesis lo debilite y entonces si atacarlo, pero a√ļn as√≠ es muy arriesgado, pues nuestras propias criaturas N√©mesis surgir√°n para detenernos.
  • Ya veo, respondi√≥ mi padre, parece que es un tipo rudo, ya nos ha vencido dos veces en el pasado, pero todos tienen una debilidad, una familia, dijo mi padre mientras me miraba de forma acusadora.
  • En realidad, no tiene familia, ese es el problema, no podemos chantajearlo con nada, no quiere a nadie, no ama a nadie excepto a su anillo y el anillo est√° ligado a √©l, as√≠ que no hay manera de atacar su alma, es una bestia, respondi√≥ Tatto
  • Parece que tenemos un enemigo digno, sin embargo, tengo informaci√≥n nueva, mis informantes me han dicho que existe un ser que le ha hecho frente en Colombia, es, seg√ļn entiendo un ente de otro planeta, tiene capacidades a la altura de este Jack, sin embargo, es peligroso, mis informantes dicen que se expande r√°pido y que las ciudades caen r√°pidamente ante √©l, puede ser un aliado o un enemigo a√ļn m√°s grande, no lo sabemos, dijo mi padre tomando una naranja.
  • Tenemos otro aliado poderoso, mi jefe, Nalti, tambi√©n tiene poderes sobrehumanos, viene de otra era anterior y tiene armas poderosas y una aliada, la bruja Danielle.
  • ¬ŅBruja? No he o√≠do nada sobre ella, dijo mi padre asombrado.
  • Ya ve se√Īor, mi informaci√≥n es valiosa para su familia, respondi√≥ sonriendo Tatto.
  • ¬ŅQui√©n es Danielle? Pregunt√≥ mi hermano
  • Es un ser tan poderoso como Jack, pero no est√° interesada en matar a Jack, busca sus propios beneficios, uno de ellos es Theo Nalti, mi jefe directo, su hijo Brad Nalti y obviamente someter a Jack a su voluntad o al menos eso s√©, dijo Tatto con algo de seriedad.

Entonces mi padre asinti√≥, hizo una se√Īal a una de las c√°maras de la habitaci√≥n y de inmediato tres hombres ingresaron, uno se puso a su o√≠do escuchando √≥rdenes, el segundo y el tercero tomaron a Tatto por los brazos, lo levantaron de su silla.

  • ¬ŅQu√© pasa se√Īor? Dijo mientras se lo llevaban
  • Tranquilo muchacho desde hoy dejar√°s de ser hombre, bienvenido al mundo real, respondi√≥ mi padre
La Saga de los Némesis Capítulo 2


ūüėć Cap√≠tulo 2: Una nueva Amenaza ūüėć

Entonces los hombres se lo llevaron, tenía curiosidad así que pregunté

  • ¬ŅQu√© har√°s con √©l padre?
  • Le dar√© lo que quiere, un poder interesante, se lo ha ganado, no le har√© da√Īo, adem√°s no quer√≠a que escuchara esta parte de nuestra conversaci√≥n familiar, respondi√≥ con cara de misterio.
  • En cuanto a ustedes dos, quiero que me cuenten acerca del hombre que los venci√≥ ¬Ņqui√©n era? Pregunt√≥ de nuevo.
  • Mi hermana y yo est√°bamos en el aire, continu√≥ mi hermano, listos para descender, ten√≠amos sus tanques controlados, pero apareci√≥ un ser incre√≠ble, creo que trabaja para Jack tambi√©n, es un hombre de unos 30 a√Īos de edad, su presencia por si misma es mucho m√°s intimidante que la tuya padre, expide poder por todas sus venas, nos mir√≥ desde el suelo y un dolor en mi cabeza empez√≥ muy fuerte, peor que una jaqueca, peor que una hemorragia, dijo mi hermano mientras yo asent√≠a, aquel dolor era brutal, insoportable.
  • Entonces ca√≠mos del aire, al mismo tiempo, directo al agua helada, sin sentido de la ubicaci√≥n, una persona normal hubiese muerto, a√ļn dentro del agua no pod√≠a recuperarme, est√°bamos sometidos en todos los sentidos, continu√≥ narrando mi hermano, justo lo que yo sent√≠ en ese momento, era una presi√≥n 10 veces peor que la de la propia agua, que la del propio fr√≠o.
  • De repente se detuvo, par√≥ y nuevamente respir√© al salir a la superficie, pero ya no ten√≠a energ√≠a para atacar a nadie, estaba en 0%, completamente reducido y mi hermana tambi√©n, all√≠ a sus pies, entonces un hombre ruso le dio la orden de parar y no lo volvimos a ver, se fue del lugar, como un robot, nos descarg√≥ y nos arrestaron sin oposici√≥n, eso fue lo que sucedi√≥, dijo con algo de verg√ľenza.
  • Ya veo, parece que este Jack es m√°s poderoso de lo que esper√°bamos, el mundo ya no es tan d√©bil como hace 40 a√Īos atr√°s, necesitamos mejorar sus habilidades y las m√≠as de paso, no pierdan el tiempo vayan directo a las c√°maras de intervenci√≥n, los recuperaremos, los mejoraremos e iremos esta vez los cuatro junto al Italiano por ese ser, lo necesitamos, tal vez √©l pueda someter al propio Jack, tal vez se encuentra en trance, sometido, lo liberaremos y obtendremos su perd√≥n, sin Jack en el camino todo ser√° m√°s f√°cil, no pienso viajar al pasado, dejaremos que nuestros informantes re√ļnan m√°s informaci√≥n de Colombia estas semanas, ese es otro frente que me interesa controlar, dijo mi padre coloc√°ndose de pie y saliendo directo para los laboratorios, sin m√°s.
  • ¬ŅQu√© opinas? Le pregunt√© a mi hermano
  • Parece que ese tal Energ√≠a tendr√° que lidiar con una nueva amenaza, sonr√≠o y se fue corriendo a los laboratorios, entonces lo segu√≠ con emoci√≥n.


‚≠ź¬†Conclusi√≥n y Despedida…

Recuerda que tendremos los capítulos de manera gratuita en nuestra Sección de Blog, pero también puedes comprar otro tipo de productos en nuestra Tienda de Productos 2019, te la recomiendo.

Comparte esta historia con tus amigos y Nos Veremos Pronto…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.